La estación diseñada por la artista Ingegerd Möller, se enfoca en el tema náutico y ecologismo. En el túnel a la mitad de la estación vemos una gaviota colgando del techo diseñada por Torsten Renqvist.

En los laterales de uno de los túneles, vemos un mural en la pared. Resulta que este tipo de murales eran muy comunes en los años 70 como mensaje de rebelión politico. En concreto, esta pieza parece un grafiti, y el diseño original lo era. Está firmado como Målvadarna, un grupo de artistas que ocuparon un barrio de Sodermalm entre 1977 y 1978.

Encontraremos 4 exposiciones de objetos encontrados en el mar, a través de 15 años. Las 4 vitrinas tienen objetos recogidos por la artista en la década de los 60 en la costa. Desde la primera, 1960, vemos objetos completamente naturales, que encontramos en las playas, pero conforme pasan los años, encontramos otros objetos. Los siguientes años son 1965, 1970 y 1975. Este ultimo, está lleno de petróleo y plástico. Porque en 1977 el buque ruso Tsesis (la misma referencia en Kunstradgarden) derramó mil metros cúbicos de petróleo en la costa sueca.

En una de las entradas al andén tenemos un pequeño barco de vela, y al otro lado una bandera en el suelo junto a la pared.